martes, 27 de octubre de 2009

Entrevista a Ricardo Badani.


¿Qué opina de que haya educación sexual en las escuelas?

Sería muy pintoresco que no hubiera educación, sería como que vayan al colegio y no les enseñen a leer, el leer es importante para culturizarse, los otros datos son importantes pero la sexualidad es una parte importante de nuestra vida, desgraciadamente, por la enseñanza católica, castrante, que existe en nuestro medio desde las taras de la colonia al niño en vez de enseñarle a ver su cuerpo como algo sano le inculcan neurosis, es esencial, que le enseñen que el cuerpo no tiene nada de sucio, nada de malo, de hecho hay que enseñarles educación sexual.

¿O sea está de acuerdo con que se enseñe desde el primario educación sexual?

No solamente de acuerdo sino enfáticamente de acuerdo pero lo que pasa es que a veces la gente se confunde y cree que educación sexual es educación coital, educación coital es lo que uno necesita para saber que tiene que hacer en la cama, educación sexual comienza con decir “Tu eres un niñito, eres varón eso significa esto…”, “Tu eres una niñita, eres hembra, eso significa eso…”, “Tu tienes estas ventajas sobre el varón, tu tienes estas ventajas sobre la mujer”, cada cual debe desarrollar su cuerpo con sus propias características y eso es lo que nos hace humanos esa complementaridad, todas las especies superiores son sexuadas, el ser humano parece ser el único tan torpe que se preocupa en no ver eso y jugar a las amebas que son unisex y las amebas son lo más bajo en la evolución.

¿Qué opina del tema de la homosexualidad?

No creo que haya mucho que opinar del tema de la homosexualidad, existe desde hace siglos y bueno si es la preferencia de un adulto, es su vida, es su cuerpo, uno no tiene nada en que meterse ahí.

¿Se puede considerar que es algo contra natura?

Lo que me parece malo que hoy en día a los niños se les hable que hay orgullo gay pero hay una vergüenza de ser macho, entonces, ¿Qué estamos haciendo?, ¿Empujando a los niños a la homosexualidad?, eso es lo único que me parece mal.
Eso de contranatura son etiquetas catolicotas, no nos hagamos problemas por etiquetas si se habla de con natura o contra natura se da en la naturaleza, ahora en la naturaleza cuando los machos no disponen de hembras tienen relaciones entre ellos de manera que no lo podemos llamar contra natura.
El problema de nuestro medio es que limita tanto la relación heterosexual, que empuja al niño incluso a la relación homosexual.

¿Con respecto a la religión el Perú es un país muy católico...?

En teoría toda Sudamérica es católica, pero el catolicismo es una religión muy a su manera, cada cual es católico a su manera, tiene su santito, visita a la bruja de turno para que le lea los naipes y cuelga su plantita de sábila detrás de la puerta, ¿no?, si los católicos fueran estrictos el 90 % de ellos estarían excomulgados si fuera su propia religión.
La religión en nuestro medio es una tradición más que una religión de convicción, los evangélicos, incluso ellos son más convencidos, pero son unos castradores que da miedo, ¿no?, entonces tampoco recomendaría eso.

¿Cómo es el tema de su profesión, la sexología en el Perú, como es practicar su profesión en el Perú?

La respuesta es simple no la práctico, doy conferencias, escribo libros pero hoy en día, desgraciadamente, la sexología se práctica como una parte de la psicología clínica y en una forma muy limitada.
Seamos francos en otros países, en Europa, en Norteamérica el que más el que menos tiene su analista, visita a su psicólogo, en Sudamérica es bastante poco común, entonces, no le recomendaría a nadie vivir de eso porque es como intentar ser artista, es difícil vivir de ser artista.
La profesión no la practico como tal, una aclaración yo no tengo título de psicólogo, ni título de sexólogo, cuando estudié lo primero que me dijeron que uno debía ser normalizado teniendo psicoanálisis para que le dieran el título entonces preferí continuar como alumno oyente y continué por mi cuenta, lo cual no consta para el hecho de que he dado lo que se llama clases magistrales en todas las universidades principales de Lima excepto la Católica, ¿Por qué será?, ¿no?.
Incluso e ido a provincias y he dado conferencias de psicosexualidad con profesores, es simpático el detalle porque en el medio estoy bastante reconocido a pesar de que no tengo el diploma.

Un sexólogo que es muy reconocido en el Perú es Marco Aurelio De Negri. ¿Qué opina sobre él?

Marco Aurelio De Negri es una persona bastante culta, yo tengo una deuda de honor con él en el sentido de que en algún momento, en algún programa alguien nos quiso insultar y él salió en nuestra defensa, es una persona que defiende sus convicciones y defiende las convicciones de los demás, un hombre muy preparado, muy culto pero hasta donde yo entiendo Marco Aurelio De Negri tampoco es sexólogo, su título no se si es en sexología al menos hasta donde yo escuché no era, pero puedo estar equivocado en ese detalle.
Pero de que es culto es culto y entiende muchas cosas es indudable.

¿Es tabú hablar de la sexología en el Perú?

Es tabú hablar del sexo natural en el mundo, hoy en día usted puede hablar de sexo políticamente permitido el sexo se habla en combinación con alguna otra cosa, ¡Ay el Ministro tiene una amante! ¡Hay que sacar al Ministro!, ahí si podemos hablar de sexo, lo mezclamos con política o lo convertimos en un producto, “Yo vendo este producto sexual o estás imágenes o lo que sea” y lo hemos desnaturalizado hemos perdido de vista lo que es la sexualidad natural que es lo que nos hace humanos, lo que nos hace hombres y mujeres y lo que hace que nos unamos por eso la familia está en crisis, la pareja está en crisis, estoy por eso no he tenido crisis.

¿Qué opina de su hábito de vida en una sociedad monogámica?

¿Qué opino de mi forma de vida?, la práctico, obviamente, si no opinara algo positivo no la practicaría. Yo lo veo como algo natural en los mamíferos se da, somos mamíferos, entonces más natural no se puede. Ellas están contentas, yo estoy contento, nadie tiene nada que decir.

¿Es la vida privada y piensa que esos comentarios no vienen al caso?

El problema que le damos al sexo es darle más importancia de la que tiene, el sexo es una parte esencial de nuestros vidas sí, pero hoy en día se ha convertido en una visión exagerada de todo lo sexual, de que ¡Ay lo que cuenta es cuantas veces lo tengo! ¡De que tamaño lo tengo!, ¡O con quien lo tengo! o “Yo estuve con esta que es más popular que la otra”, lo estamos convirtiendo en un juego de niños inmaduros en vez de disfrutarlo como es, algo que nos permite desarrollar nuestra sensibilidad, desarrollar nuestra creatividad y nos permite relacionarlo con el sexo opuesto.

¿Qué opina con el tema de los travestis?

Lo mismo que le dije de los homosexuales, si un fulano es un travesti y quiere vestirse de forma distinta es asunto suyo, yo no tengo nada que opinar.

¿No hay perversiones sexuales?

Vamos parte por parte, hay dos cosas que son distintas y no hay que confundir una son las desviaciones sexuales otras son las perversiones sexuales
Sí existen pervertidos sexuales, sí existen desviados sexuales. Desviación implica algo que se desvía de la norma, algo que es poco común, algo que es estadísticamente poco común, por ejemplo, el que yo tenga 6 esposas por religión porque la ley no me lo permite, es una desviación estadística notable, no es común pero no es una perversión.
El hecho de que hoy en día hablemos de los travestis o los homosexuales tampoco lo podemos llamar una perversión sobre todo porque hoy en día las estadísticas han subido hasta un nivel bárbaro, entonces, tampoco son tan comunes.
En la realidad se llama perversión cuando usted utiliza algo para lo que no es, ejemplo “Yo voy a usar el sexo para violar a esta chica y para probar, de que yo soy más fuerte, más poderoso, más bruto, que ella”, sadismo, no estoy teniendo el sexo por finalidad de placer, de comunicación, sino para compensar mi ego disminuido porque tengo un complejo de inferioridad feroz, a eso llamamos sadismo o “quiero tener sexo pero azótame porque me han dicho que diosito me va a castigar, pero azótame tú por delante”, masoquismo, esas son perversiones estoy usando lo sexual para lo no sexual, o el fetichismo, “me excitan tanto los zapatos de la chica, que la chica se quite los zapatos y en vez de irme con la chica me quedo con los zapatos”, eso es fetichismo, eso es una perversión, en este caso es al revés estoy usando lo no sexual para lo sexual, esas son perversiones lo demás no.

¿Qué diferencias hay entre las sociedades antiguas que eran poligámicas, sobre todo las de oriente, a estas sociedades de occidente monogámicas?

Bueno la pregunta ya incluye la respuesta usted está preguntando que diferencias hay entre una que es poligámica y la otra que es monogámica. La verdadera diferencia entre la sociedad antigua y la moderna es que en la sociedad antigua el sexo se veía como algo natural, recuerdo una serie muy buena que pasaron en uno de estos canales creo que fue History Chanel sobre Roma, que en un momento la misma madre le dice al futuro Emperador Octavio, “Oye tu estás demasiado perdido en tus estudios… , que el criado te lleve de una vez” y lo llevan a un burdel para que tenga relaciones.
Al niño después que se lo lleva con una mujer y vuelve la madre lo recibe y le dice bien ahora sí acá está tu ropa de hombre, entonces se veía con naturalidad, en la Polinesia se pusieron a estudiar como era que no existían neurosis y como ella dice vi entrar la serpiente al paraíso porque ella va y ve que hay una sexualidad totalmente abierta, los niños incluso ven a la pareja teniendo relación sexual y no pasa nada. Pero cuando entran los misioneros cristianos les crean todas las taras y ahí comienzan las neurosis, los crímenes pasionales y la primera guerra de Polinesia.