viernes, 3 de abril de 2009

DISCRIMINACIÓN Y/O CENSURA

Creo que la censura al programa "La hora de Juan Cruz" es inadmisible cuando se vive en un estado de derecho como el nuestro y tenemos como bandera la amplia libertad de prensa que existe.

Sin duda La Radio Máster entonces va en sentido contrario a la corriente de los derechos más elementales como es el DERECHO A LA INFORMACION. Es infantil la explicación que los encargados de la "Máster" brindaron al Sr. Juan Cruz afirmando que se quejó un oyente por algo que no le gustó del programa “La hora de Juan Cruz” y por eso sin explicación alguna y falta total de respeto a la dignidad humana y a la misma hora del programa le dijeron que no puede salir al aire hasta que hable con el encargado que obviamente invento formas para no dar la cara hasta que pase la hora contratada.

Sin duda este señor no sabe lo que es un contrato, probablemente crea que un contrato es únicamente un papel escrito y firmado por ambas partes, no sabe que un contrato legalmente va más allá de eso, un contrato puede ser oral, puede venir implícito en un recibo e incluso entra a tallar el uso, la costumbre, la tradición y si era costumbre que Juan Cruz saliera al aire todos los domingos a las doce Hs. Impedirlo de esa manera tan irrespetuosa es ya romper un contrato por lo que legalmente la Máster estaría ya en problemas por todos los daños y perjuicios ocasionados a la productora “La Hora de Juan cruz”.

Si a alguien no le gusto lo que decía Juan Cruz, era lo más lógico que cambie el dial que es igual a lo que hacen todos con la Master cuando empiezan hablar tonterías cuya intención es hacer reir a los oyentes pero no a todos les parece gracioso porque como se sabe hay público para todos.

Sin duda la Máster pierde un programa que gustaba a mucha gente, no digo a todos, igual pasa con lo que están acostumbrados a hacer que cuando empieza la "pavada" hay mucha gente que cambia de emisora o también cuando saturan el aire con salsa y salsa y más salsa.

No quiero creer que Juan Cruz fue discriminado porque con esos elementos puede entrar a tallar INADI ya que al formarse una burbuja peruana, una “isla” o un territorio social y culturalmente peruano dentro de Argentina Juan Cruz en ese caso fue víctima de un ataque de xenofobia por parte de los peruanos "dueños" de la Máster. Este argumento es grave ya que habría sido discriminado por ser ciudadano argentino o también lo otro, la Máster violó la libertad de prensa e incumplió un contrato al impedir lo que tradicionalmente venía haciendo Juan Cruz todo los domingos a las 12.

Creo que los oyentes merecen una explicación.

César Carbajal


NOTA PUBLICA EN EL PRESTIGIOSO PERIODICO "BITACORA PERUANA".